martes, 24 de marzo de 2009

Beyond the Invisible

 

Supongo que volverte invisible no es la solución ¿no?

Aunque sé que a veces lo deseas.

Con esta canción empezó algo… Algo que aún continúa.

El corazón es el mayor enigma que llevamos dentro, y el enigma es, que a veces no nos acordamos de dónde lo escondimos. Porque a veces hacemos eso, esconderlo para no sufrir, para que la malvada bruja no nos lo arrebate y se alimente de él. Pero lo guardamos en un lugar tan secreto, tan tan secreto. Que nosotros mismos no recordamos donde fue.

A veces, dejamos miguitas de pan, y esas miguitas son nuestros recuerdos. Recuerdos protegidos e instalados en lo mas profundo de nuestra mente. Ellos son la guía, nuestros sentimientos son el vehículo, y él, sólo él, es el tesoro.

Estoy en ti y tú en mi”

 

 

 

Miro dentro del espejo
Me veo a mi misma, estoy sobre mi
Necesito espacio para mis deseos
Tengo que bucear dentro de mis fantasías

Sé que tan pronto como llegué
Todo es posible
Porque nadie tiene que esconderse
Más allá de lo invisible

(Canto Letón)
Los bravos y sabios hombres
llegaron juntos
a caballo
Cierra tus ojos
Solo siente y date cuenta
Es real y no un sueño
Estoy en ti y tu en mi

Es el momento
De romper las cadenas de la vida
Si continuas verás
Que hay más allá de la relidad

No te enfades, Señor,
y no recuerdes la indecencia por siempre:
Contempla, La Ciudad Sagrada es un desierto:
Sion es un insano desierto:
Jerusalem está desolada:
La casa de tu Santidad y Gloria

4 comentarios:

pepeman dijo...

El problema de dejar miguitas es como en el cuento, vendra alguien y se las comera, dejando sin opcion a encontrarlo de nuevo, pero la vida misma es un riesgo, vivelo, un chillao pati.

AdR dijo...

Volverse uno invisible viene a ser como... querer desaparecer o vivir otras cosas. Eso me ha pasado a veces, ya menos. Sigo dejando miguitas por donde no vuelan pájaros, para no perderme.

Abrazos.

Nayuribe dijo...

También hay personas a las que les dejamos pistas... para que encuentren nuestro corazón... lo malo es que una vez que llegaron a él pueden volver a entrar en él sin ser invitados :S
besitos

sueño dijo...

pepeman.

Tienes toda la razón. Siempre hay algún cuervo cerca con hambre, jeje.
Un abrazo.

AdR.

Supongo que a todos nos pasa o pasado alguna vez. Eso, desaparecer, volvernos invisible. y creo que cuanto menos lo deseemosl, sin duda mejor.
Yo ponía las miguitas debajo de piedras... y claro. Luego no las encontrada. Xd.
Un abrazo.

Nayurie.

Muy bueno Nayu. Una vez dada la llave hacen copia. Y se plantan sin ser invitados.
Un besazo.